Iglesia y la sociedad deben modernizarse

Publicado enero 30, 2018, 12:31 pm
3 mins

La Iglesia está con los ciudadanos siempre, no sólo cuando hay elecciones: Franco Coppola

En este año electoral México debe ponerse al día en cuanto a la libertad religiosa y ser “un país más laico en sentido moderno y no el de hace dos siglos que veía a la Iglesia como algo oscuro y primitivo”.

Esto lo expresó el Nuncio apostólico del Vaticano en México, monseñor Franco Coppola, al encabezar la ceremonia religiosa que reunió a más de 40 mil jóvenes en la montaña del Cubilete, de los cuales aproximadamente mil 500 fueron de Aguascalientes, mismos que subieron a pie hasta reunirse en el santuario de Cristo Rey.

El representante del Papa en México dejó de manifiesto que en la Iglesia “no somos como algunos políticos que se acuerdan del pueblo al momento de la elección, deberíamos formar a los candidatos en la doctrina social de la Iglesia para que busquen el bien común”.

Expresó que es difícil entender que en un país con el 80% de ciudadanos católicos no haya una organización que traduzca la propuesta cristiana en la sociedad, “eso es parte del estado laico moderno. Es claro que la Iglesia y la sociedad deben cambiar y modernizarse”.

Cabe mencionar que este fin de semana se llevó a cabo la XXXV Peregrinación del Movimiento Juvenil Testimonio y Esperanza y fue el motivo por el cual se dieron cita en aquel lugar que se ha convertido en sede de varios de los eventos juveniles católicos, acto en el que estuvo presente el obispo de Aguascalientes, José María de la Torre Martín.

El Nuncio apostólico recalcó que en todos los países democráticos, los estados laicos reconocen a la religión como una dimensión fundamental de la persona, “se establecen reglas claras para una separación de la actuación del Estado y la Iglesia”.

Refirió que cada uno trabaja en sus campos, “los políticos en el gobierno, los legisladores para hacer leyes y la Iglesia atiende temas morales y sociales”.

Ante los integrantes del Movimiento Testimonio y Esperanza, pidió a la juventud mexicana “que despierten a la Iglesia en nuestro país, que hagan lío, que nos molesten, tienen que molestarnos por favor, para no quedarnos parados”.

En el mundo se conocen muchas cosas de México, algunas malas, pero el reciente sismo permitió saber que también se cuenta con jóvenes con un corazón noble y es lo que dejó maravillado al mundo, pues fueron ellos los que salieron a las calles a apoyar con verdadera solidaridad, “debemos aprender de los jóvenes”, concluyó el Nuncio.

 

Fuente: El Sol del Centro

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.