(Israel) Estampida en Israel: Decenas de muertos en la fiesta religiosa de Lag B’Omer

Publicado abril 30, 2021, 2:46 pm
8 mins

Al menos 44 personas han muerto en un atropello en una multitudinaria fiesta religiosa en el noreste de Israel.

Otras decenas resultaron heridas en la celebración de Lag B’Omer, que se celebra anualmente a los pies del monte Meron.

El primer ministro Benjamin Netanyahu se desplazó al lugar de los hechos y dijo que el domingo sería un día de luto nacional.

Decenas de miles de judíos ortodoxos asistieron a la fiesta que duró toda la noche, convirtiéndola en el mayor evento en Israel desde que comenzó la pandemia de coronavirus.

El éxito del programa de vacunación del país ha permitido levantar muchas restricciones, pero las autoridades sanitarias seguían advirtiendo del riesgo de Covid-19.

Los primeros informes sugerían que una estructura del lugar se había derrumbado, pero los funcionarios de emergencias dijeron más tarde que se había producido un aplastamiento alrededor de la 01:00 hora local (22:00 GMT del jueves).

Fuentes policiales dijeron al periódico Haaretz que se inició después de que algunos asistentes resbalaran en los escalones, lo que provocó la caída de decenas de personas más.

“Sucedió en una fracción de segundo; la gente simplemente cayó, pisoteándose unos a otros. Fue un desastre”, dijo un testigo al periódico.

Los vídeos publicados en Internet muestran a miles de personas luchando por huir a través de un estrecho pasillo.

Los mensajes en voz alta instaban a la multitud a dispersarse, antes de que la policía solicitara la evacuación total del lugar.

“Nadie imaginaba que esto pudiera ocurrir aquí”, dijo un peregrino al Canal 12 de televisión. “El júbilo se convirtió en luto, una gran luz se convirtió en una profunda oscuridad”.

Decenas de ambulancias acudieron al lugar de los hechos, mientras los servicios de emergencia depositaban los cadáveres bajo láminas en el suelo. Los helicópteros trasladaron a los heridos al hospital, mientras que el ejército dijo que también se habían desplegado tropas de búsqueda y rescate.

Al menos 150 personas resultaron heridas, según las autoridades, incluidas 38 personas que se encontraban en estado crítico en el lugar.

También hubo niños atrapados en la catástrofe, y los testigos dijeron que se vio a los paramédicos practicando reanimación cardiopulmonar a algunos de ellos.

A primera hora del día, las autoridades dijeron que no habían podido aplicar las restricciones por coronavirus debido a la gran afluencia de público.

La policía informó de que había detenido a dos personas por interrumpir sus esfuerzos para mantener el orden antes de que se produjera la aglomeración.

srael es una nación conmocionada. Se trata del peor desastre civil de su historia moderna.

Se están planteando preguntas sobre cómo una celebración anual se convirtió en una tragedia semejante.

La policía -que estaba a cargo de la seguridad pública en el lugar- está acostumbrada a que acudan números aún mayores y ya se enfrenta a las críticas. Han iniciado su propia investigación.

En el monte Meron se siguen produciendo escenas caóticas y cientos de autobuses intentan trasladar a los asistentes.

Mientras tanto, muchas familias han tenido dificultades para recibir noticias de sus seres queridos debido a la sobrecarga de los servicios telefónicos.

Algunos cadáveres aún no han sido identificados y no se espera que los funerales tengan lugar hasta después del sábado judío, que comienza al atardecer. Destacados rabinos han pedido oraciones para apoyar a los afligidos y a los heridos.

No hay lugar para moverse

Los testigos han descrito el pánico que se produjo cuando empezó a producirse la aglomeración.

“Estaba abarrotado y no había… lugar para moverse”, dijo un asistente a la BBC. “La gente empezó a caer al suelo”.

“De repente vimos a los paramédicos… pasar corriendo”, dijo otro asistente, Shlomo Katz. “Uno tras otro [empezaron] a salir… Entonces comprendimos que aquí está pasando algo”.

“Más de 1.000 personas juntas intentaron bajar por un lugar muy, muy pequeño, un camino muy estrecho y simplemente se cayeron unas encima de otras”, dijo Yanki Farber, un reportero del sitio web judío ortodoxo Behadrei Haredim.

Un trabajador de emergencias dijo a la agencia de noticias AFP que vio “docenas de personas caer unas encima de otras” y “un gran número de ellas fueron aplastadas y perdieron el conocimiento”.

“No he visto nada parecido desde que entré en el campo de la medicina de urgencias”, dijo a la AFP Lazar Hyman, un socorrista voluntario.

Otro socorrista, Dov Maisel, declaró a la BBC: “Acabamos de terminar de atender una de las peores catástrofes de Israel.

“Un terrible desastre de gente que vino a celebrar… y por desgracia murió literalmente aplastada”, dijo.

¿Qué es la fiesta religiosa de Lag B’Omer?

Decenas de miles de judíos ortodoxos peregrinan cada año a Meron para celebrar Lag B’Omer, una fiesta religiosa en la que se hacen hogueras durante toda la noche, se reza y se baila.

En la ciudad se encuentra la tumba de Rabí Shimon Bar Yochai, un venerado sabio del siglo II, que ordenó que el aniversario de su muerte se conmemorara con una celebración de su vida.

En el lugar hay una gran cantidad de personas de ambos sexos. Las imágenes y el vídeo sugieren que el aplastamiento se produjo en una de las secciones para hombres.

Según el Times of Israel, los organizadores calcularon que el jueves por la noche llegaron 100.000 personas.

La asistencia fue mayor que el año pasado, cuando el festival se celebró bajo restricciones debido a la pandemia de coronavirus.

Pero siguió siendo menor que en años anteriores, cuando participaron cientos de miles de personas.

 

Fuente: BBC News

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.